Especialmente indicado para zonas públicas con una afluencia de visitantes medio-alto. Geberit ha desarrollado recientemente un generador de corriente ecológico para sus grifos que utiliza la presión del agua de la tubería para generar electricidad.

La electricidad se almacena en una batería recargable que suministra la energía necesaria a los elementos electrónicos del grifo. Una media de 80 segundos al día de uso del grifo genera la energía suficiente a la batería recargable, lo que equivale a unos 20 usos diarios. No obstante, el generador de corriente autónomo de Geberit está especialmente indicado para zonas públicas con una afluencia de visitantes de nivel medio-alto, como aeropuertos, estadios o escuelas.

La batería recargable del sistema, de alto rendimiento, tiene una vida útil de como mínimo 10 años. Gracias a esto, los períodos de mantenimiento son mucho más largos que los de los grifos que funcionan con baterías convencionales, con lo que se reducen los costes de mantenimiento. Además, con el Generador Geberit se simplifica el trabajo de instalación ya que no necesita cables o tomas de alimentación y, en una obra nueva, también acaba con el trabajo de coordinación y planificación entre electricistas y fontaneros.

Por su calidad y eficacia energética, el diseño del Generador Geberit ha sido galardonado, en 2012, con el prestigioso premio iF (product design award) que otorgan expertos internacionales en diseño industrial.